Tribet

Fantasy Waivers: Semana 9

Mar 3 Nov, 2020 - 16:26hs
Gus Edwards se repartió el backfield con Dobbins y ambos hicieron un gran partido. Foto: AP Photo/Nick Wass

Empezaste mal y necesitás un volantazo. Arrancaste bien, pero siempre se puede mejorar. Los waivers pueden crear un equipo ganador o hundirte por completo. Sin embargo, no solo es cuestión de agregar al jugador que viene de sumar o al suplente del que se lesionó. A veces hay que mirar más allá de un partido o jugada puntual, y tener en cuenta los contextos y las situaciones de cada uno. Ese tipo que parece venir a salvar a tu equipo tal vez no sea la solución. ¿Ty Johnson? ¿Brian Hill? ¿Mike Boone? ¿Te traen malos recuerdos? Por eso, acá vas a encontrar recomendaciones sobre qué jugadores parecen valer la pena para tu roster y cuáles pueden no estar a la altura del hype. Al mismo tiempo, la decisión de levantar un jugador implica pensar a quién dejar ir, así que también hay consejos sobre qué nombres son descartables y a cuáles es mejor esperar. Por último, es probable que haya jugadores que serán muy populares en los waivers esta semana y que no estén listados abajo. La omisión no (siempre) es por distracción: tal vez se trate de alguien que no considero prioritario, pero tampoco necesariamente a evitar.

Aclaración: para que un jugador sea elegible para agregar, debe estar en un roster en no más del 40% de las ligas de Yahoo (es decir, libre en al menos un 60%). El porcentaje exacto de cada jugador se exhibe al lado del nombre. Los análisis están basados en ligas con puntajes estándar, a menos que en el texto se aclare lo contrario.

Shut up and take my money!

Gus Edwards - RB, BAL (30%): En un mundo ideal, Mark Ingram ya es historia en el backfield de los Ravens. El mundo no es ideal y probablemente el veterano vuelva a seguir complicándonos la vida. Como sea, lo más probable es que el ex Saints se pierda un partido más. De ser así, el backfield se repartirá entre JK Dobbins y Edwards, quien fue el que anotó contra los Steelers. El finde pasado hubo una distribución pareja de toques para ambos, pero mientras no sean más de dos, podemos darle para adelante.

Darnell Mooney - WR, CHI (6%): Por combinación de yardas y TDs, el rookie de Chicago viene de su mejor partido en Fantasy. Sí, sé que el principal "pero" está en el QB, porque Foles no es garantía de nada para sus receptores, ni siquiera Allen Robinson. Sin embargo, Mooney se acomodó como el claro número 2 de los Bears con 13 targets en sus últimos dos partidos. De hecho, la última vez que le tiraron menos de cinco pases fue en la segunda fecha. En épocas de bye weeks, Mooney propone un piso decente. 

Jordan Reed - TE, SF (3%): ¿Escuchaste lo de Kittle? Básicamente, ya no sirve para lo que resta de la temporada de Fantasy. Ahora, ¿te acordás lo que hicimos cuando se había lesionado hace algunas semanas? Sí, Jordan Reed fue una bestia por una semana. Después se lesionó y ahí está, en IR. Pero ya lo designaron para volver y, mientras se mantenga sano, será uno de los puntos focales de la ofensiva de los 49ers. No es garantía su presencia el jueves ante Green Bay, pero es un gran reemplazo para lo que queda del año.

Marvin Hall - WR, DET (0%): Otra lesión que nos complicó la existencia, otra lesión que también abre una oportunidad. Kenny Golladay, el tipo más zafable de los Lions, se perderá la próxima fecha y tal vez más. El primer nombre que viene a la cabeza es Marvin Jones, aunque su producción viene en baja. Ahí aparece el otro Marvin, que tuvo siete targets contra los Colts y pasó las 100 yardas. Hall aprobó y es candidato a tener un rol ampliado mientras Babytron no pueda volver a jugar.

It's a trap!

Curtis Samuel - WR, CAR (25%): No me gusta repetir y lo saben, pero esta vez creo que vale la pena. Samuel fue la estrella en materia Fantasy contra los Falcons, con dos TDs (uno por aire y uno por tierra). El problema está en que el destape ocurrió con pésimo timing. Todo apunta a que Christian McCaffrey pueda volver esta fecha ante Kansas City. Justamente, el rol de Curtis creció sin CMC por la dualidad que ofrece tanto abierto como en el backfield. Eso se termina con la megaestrella de vuelta.

Golden Tate - WR, NYG (21%): Casi héroe para los Giants, Golden Tate apareció el lunes a la noche como una excelente oportunidad para cubrir bye weeks. A ver, en una situación de absoluta desesperación, vale Tate como valen tantas otras cosas... Pero el ex Lions lleva apenas seis targets combinados en sus últimos tres partidos, con un rol fijo detrás de Slayton y Shepard en el cuerpo de receptores de New York. El techo pueden ser 10 puntitos, pero el piso es nulo.

Demarcus Robinson - WR, KC (2%): El día que finalmente se destapó la ofensiva aérea de los Chiefs, en un escenario que rozó el abuso contra los desamparados Jets, Robinson fue uno de los beneficiarios de este enfoque del campeón, con Mahomes repartiendo pases, yardas y TDs para todo el mundo. No va a ser así todas las semanas: aunque la ofensiva sea explosiva, la producción se enfoca demasiado en Hill y Kelce. Hardman tiene su parte, están los RBs y recién después viene Robinson.

Jordan Wilkins - RB, IND (1%): Ya te dije que no quiero volver a mencionar a cierta gente. Por eso, en lugar de Hines, quien volvió a explotar y volverá a decepcionar, acá vamos con Wilkins, otro que se impuso en el backfield de los Colts ante la ineficiencia de Jonathan Taylor. Wilkins corrió 20 veces y dio dividendos, pero es un jugador mediocre que no se va a asentar en Indianapolis como titular. Mientras esté sano (y hay algunas dudas), Taylor seguirá al frente de este grupo. Los demás pueden dar algo, cada tanto, pero sin regularidad.

#Soltar

Tre'Quan Smith - WR, NO: El receptor de New Orleans tuvo una oportunidad excelente, con dos partidos como el receptor principal ante las ausencias de Michael Thomas y Emmanuel Sanders. Sin embargo, en ninguno de los dos partidos terminó de producir. A medida que se acerca el regreso de sus compañeros, más difícil se hará justificar su lugar en un roster de Fantasy con una producción que aparece solo de a ratos muy espaciados.

James White - RB, NE: El juego terrestre no lo tiene, ya que se lo ganó Harris. El juego aéreo se lo divide con Burkhead. Con un puñado de toques disponibles, no quedan motivos para pensar que el héroe del Super Bowl LI pueda volver a tener el rendimiento de años anteriores. A los Patriots les cuesta todo y, ante Buffalo, quedó claro que hay pocas opciones jugables. El mismo Harris genera algunas dudas, pero los demás son para alejarse. 

Joshua Kelley - RB, LAC: Ya sabíamos que había perdido terreno contra Justin Jackson y eso nos preocupaba un poco. También tenemos claro que es probable que vuelva Ekeler en algún momento. La que no vimos venir era que Kelley, además de mostrar muy poquito otra vez ante Denver, perdiera toques ante... TROYMAINE POPE, de quien ni la entrada de Wikipedia sabe demasiado. Pope tuvo más toques que el rookie y demostró que en LA no están demasiado contentos con el bueno de Joshua...

#Guardar

Jarvis Landry - WR, CLE: Primero que nada hay que aclarar que ante la desesperación, es tirable en esta bye week. Pero si podés, es mejor guardar a un receptor que es lo mejor que le queda a Cleveland en el juego aéreo. Landry estuvo toda la temporada lidiando con lesiones. La semana libre le viene bárbaro y todavía quedan esperanzas de que pueda convertirse en un arma confiable con regularidad en la ofensiva de los Browns.

CeeDee Lamb - WR, DAL: Volvé, Dalton. Por favor, te necesitamos. En primera del plural, en honor a todos los owners de Lamb, que tuvo un muy buen arranque en su temporada de rookie y se empezó a desmoronar tras la lesión de Dak. Con Dalton, el novato será una jugada arriesgada, pero eso es mucho mejor que lo que podemos esperar con Ben DiNucci. El Colorado volverá y CeeDee es muy talentoso como para no acomodarse como una de las figuras de Dallas.

Henry Ruggs - WR, LV: Hay que darle un respiro a Ruggs con el partido ante Cleveland, con un viento infernal y un playbook en el que se minimizó el juego aéreo. El estilo del rookie proyecta para ser un clásico boom-or-bust, un jugador con piso bajo y techo alto. Sin embargo, nunca tendrá tan pocas oportunidades como en el partido pasado. Esperamos que su utilización sea más estable en las próximas fechas. Por lo pronto, su lugar es el banco, no los waivers.


Francisco Freidenberg

Francisco Freidenberg

Dicen que sé de fantasy, pero es mentira, porque nadie sabe de fantasy. Nosotros no lo jugamos, él juega con nosotros. Empecé a mirar NFL cuando Gramatica trajo la gloria a nuestra tierra. Me subí al caballo patriota y no me bajé más. Mi camino lo ilumina Julian Edelman.


Tribet