Tribet

Fantasy Waivers: Semana 13

3 de Diciembre de 2020
Akers es el futuro del backfield de los Rams. Es el add principal. Foto: Last Word on Sports

No, quedate tranquilo que yo tampoco entiendo mucho. Hoy es jueves y recién estamos viendo los waivers porque la fecha terminó el miércoles. No hay partido esta noche, porque el TNF se juega el martes que viene. Y en medio de todo eso, varios de nosotros nos estamos jugando la clasificación a playoffs en la semana 13, para la mayoría de las ligas la última de la temporada regular. El 2020 es tan inviable como los waivers de esta semana. Hay recomendaciones, sí, pero lo más probable es que no encuentres ningún salvador entre los jugadores libres. Si tenés una base medianamente sólida, lo mejor es apostar por lo que te trajo hasta acá. Sin embargo, si tu situación es desesperante, quedan algunos manotazos de ahogado. Ojo, que mucho de lo que sobra en waivers pinta más para el fracaso que para el éxito. Dentro de todo lo malo, igual, hay una buena: para cuando estés eligiendo a quién agregar a tu equipo, ya vas a tener noticias oficiales sobre las prácticas de las franquicias. Por ejemplo, vas a tener una idea de si Devontae Booker es la incorporación definitiva o si Josh Jacobs se recupera. El ex Broncos no está en esta lista porque vale el add especulativo pero no es ninguna garantía. Bah, ¿qué es una garantía en Fantasy? Abajo tenés una lista de jugadores para sumar, para no sumar, para tirar y para no tirar. Los playoffs están acá nomás. Adelante, elegí, estoy seguro de que perderás...

Shut up and take my money!

Cam Akers - RB, LAR (30%): El rookie de los Rams es mejor que Darrell Henderson. ¿Para qué le vamos a dar tantas vueltas? En el último partido contra San Francisco, Akers tuvo un toque menos que su compañero, pero mostró un nivel mucho mejor, incluyendo una corrida de 61 yardas. Este backfield nunca fue una garantía, pero en la recta final de la temporada, el entrenador McVay debería darle más posibilidades al novato. Encima, Malcolm Brown tuvo un fumble. Cam es un excelente candidato para levantar y tener guardadito en el banco hasta que Los Angeles le dé la chance de brillar.

Henry Ruggs III - WR, LV (28%): Fue un año raro para el primer receptor seleccionado en el último draft. Por sus características, Ruggs es un tipo de jugadas explosivas y desde hace rato sabemos que los Raiders no se especializan en esto. Encima, el resurgimiento de Agholor le limitó aún más las chances. Sin embargo, en el último partido repuntó en sus targets (5) en un partido en el que Carr no pegó una. Si el QB está más acertado y lo sigue buscando, el WR puede sorprender. En especial en esta crucial semana 13, que tiene las byes de Carolina y Tampa Bay y en la que Las Vegas visita a los Jets. El escenario es ideal. Y si no funciona, es fácil de cortar de nuevo...

Ryan Fitzpatrick - QB, MIA (20%): Esta es más complicada porque Flores sigue insistiendo en que Tua es el titular. El rookie se perdió el último partido por lesión y, si bien Fitzpatrick no tuvo un gran día ante los Jets, cumplió con un triunfo para Miami y un decente rendimiento en Fantasy. No sabemos si Tagovailoa vuelve, pero sí sabemos que Fitz es un QB cumplidor en nuestro juego: solo en la semana 1 hizo menos de 18 puntos arrancando como titular. Ah, y Fitzpatrick le da otra explosión a la ofensiva y les da más posibilidades de ganar a unos Dolphins que todavía sueñan con unos playoffs que podrían ser los primeros en 16 años de carrera para el mariscal. Lo necesitan ellos, lo necesita él y lo necesitamos nosotros. 

Breshad Perriman/Denzel Mims - WR, NYJ (12%/7%): Poner tu futuro en manos de los Jets es una actividad extrema. La vuelta de Darnold no significó una target fest para Crowder como creíamos varios. Sam siguió la tendencia de Flacco de soltar el brazo buscando a Perriman y Mims. El techo nunca será demasiado alto porque, bueno, son los Jets de Gase. Pero una buena base de yardas puede ser útil, en especial si cuando los ponés de titular justo les cae un TD. No te van a ganar la liga pero te pueden cumplir en caso de emergencia, o para cubrir las byes de esta fecha.

It's a trap!

Gabriel Davis - WR, BUF (3%): Al no ser uno de los receptores top del draft 2020, podemos decir que el novato de Buffalo está teniendo un buen primer año, con varias jugadas explosivas y ya cuatro TDs. Sin embargo, la consistencia es muy poca. Depende de que Josh Allen tenga un buen día, pero además es la cuarta opción en la ofensiva, después de Diggs, Brown y Beasley. Con ver sus últimos cuatro partidos se puede resumir todo: en dos, tuvo 70 yardas o más y anotación; en los otros dos, ni una recepción y un cero que te hunde. ¿Qué tocará esta vez? ¿Te animás a comprobarlo con tu equipo? Yo no.

Ito Smith - RB, ATL (1%): La lesión de Gurley le abrió las puertas a Brian Hill, por quien muchos se la jugaron en la fecha 12, pero no estuvo a la altura. Es gente que realmente no aprendió nada de 2019, cuando pasó exactamente lo mismo tras una lesión de Devonta Freeman. Ito anduvo mejor, pero tampoco es ninguna garantía. El backfield de Atlanta es injugable sin Gurley y es border con él. Incluso en casos de desesperación, lo mejor es buscar por otro lado antes que en unos Falcons que incluso ganando van a los tumbos.

Cualquier QB que no sea QB: ¿Ustedes también vivieron la experiencia Kendall Hinton? Buenísimo. Nunca más. Taysom Hill en la fecha 11, en las plataformas papeloneras que lo tenían en otra posición, rindió porque en definitiva es un tipo que tiene experiencia de NFL y que juega de quarterback. Hinton firmó sin ser drafteado y es WR. A Denver no le quedó otra que ponerlo. Todavía no entiendo cómo creímos que eso podía funcionar, pero ahora lo tenemos claro. Es un error que no podemos repetir.

#Soltar

Phillip Lindsay - RB, DEN: Primero, la ofensiva de los Broncos tiene que saber qué está haciendo. Bah, primero los QBs tienen que dejar de juntarse sin barbijos así no terminan poniendo a cualquiera a liderar la ofensiva. Pero incluso con las cosas en orden, y pese a un par de buenos rendimientos suyos, Lindsay se lesiona demasiado seguido y no anota TDs. Eso te deja con un RB con un techo bajo, un piso bajo y problemas de durabilidad. Si necesitás hacer un lugar en el roster, no es necesario quedártelo.

Darius Slayton - WR, NYG: La lesión de Daniel Jones no ayuda. La presencia de Daniel Jones tampoco. Darius Slayton es un excelente especialista en grandes jugadas, en una ofensiva que tiene muy, muy pocas grandes jugadas. Shepard volvió y se llevó la mayoría de los targets. Además, Evan Engram levantó un poco el nivel. Hoy, Slayton es la tercera opción en una ofensiva disfuncional. Puede anotar y sumar lindo, sí, pero es más de lo mismo: imposible saber cuándo. No estoy dispuesto a apostar por él.

#Guardar

Mike Williams - WR, LAC: Que un mal partido no tape lo que es probablemente la temporada más regular de Mike Williams. En 2018 tuvo muchísimos TDs (10) y pocas yardas (664), lo que le dio una constancia casi nula. En 2019, mejoró el yardaje (1001) pero bajó las anotaciones (2). Este año, aunque sin brillar, sus números son más estables. El excelente rendimiento de Justin Herbert le suele dar un piso que lo hacen al menos un reemplazo digno. Si tenés una baja en tu equipo, te puede funcionar como rueda de auxilio. Es lo que necesitás en tu banco de cara a los playoffs. 

Michael Pittman - WR, IND: Pittman no repitió la gran actuación que tuvo en el partido anterior ante los Packers. Sin embargo, hay un dato que da motivos para guardarlo de cara al futuro: ante Tennessee tuvo nueve targets, contra tres que había visto ante Green Bay. Si Rivers lo sigue buscando, el novato eventualmente conseguirá buenos números. Puede cubrir lugares vacíos por lesión o las byes de la semana 13, o puede ser una apuesta por si explota en las últimas semanas. Por las dudas, no lo tires.


Francisco Freidenberg

Francisco Freidenberg

Dicen que sé de fantasy, pero es mentira, porque nadie sabe de fantasy. Nosotros no lo jugamos, él juega con nosotros. Empecé a mirar NFL cuando Gramatica trajo la gloria a nuestra tierra. Me subí al caballo patriota y no me bajé más. Mi camino lo ilumina Julian Edelman.


Tribet