Tribet

Ordenan arresto a Deandre Baker y Quinton Dunbar

Vie 15 May, 2020 - 00:54hs
Deandre Baker, esquinero de los New York Giants perseguido por la policía. FOTO: Rich Graessle/Icon Sportswire-Getty Images

---NOTICIA EN DESARROLLO---

(17/05/20)

URGENTE: Tanto Deandre Baker (US$200,000) como Quinton Dunbar (US$100,000) fueron liberados bajo fianza tras aparecer frente a un juez esta mañana. Los dos jugadores deberán entregar sus armas de fuego a la policía dentro de las próximas 48 horas, y permanecer en el estado de Florida.

El pedido de fianza no salió desde el Estado de Miramar, Miami y le darán la bienvenida a los testigos que quieran cambiar sus testimonios; mientras que el Departamento de Policía está investigando a otros testigos por casos de perjurio

(16/05/20)

URGENTE: Siendo las 4 PM (ET) en Estados Unidos, podemos confirmar que tanto Deandre Baker como Quinton Dunbar se han entregado a la justicia. El Departamento de Policía de Miramar, Miami, así lo confirma.

Según el abogado defensor de Deandre Baker, el jugador de los Giants se ha entregado a la justicia de Miramar, Miami. En un comunicado, el representante dice creer en el sistema de justicia norteamericano y en su cliente, que alega ser inocente.

(15/05/20)

El abogado defensor de Deandre Baker lanzó un comunicado en Instagram donde sostiene la inocencia del CB de los Giants. Dice tener varias fuentes y declaraciones de testigos que exoneran al acusado. Mientras tanto, sin embargo, la policía continúa su búsqueda, y el jugador sigue prófugo.

 
 
 
 
 
Ver esta publicación en Instagram
 
 
 
 
 
 
 
 
 

I want to thank @miramarpd for being professional in regards to surrendering and issues with the case. We understand that the officers can only base warrants on what was told to them at the time. We have had affidavits from several witnesses that also dispute the allegations and exculpate our client. Our investigator has had them for some time. We would have rather presented them to the court at the proper time, rather than in the media, but in this day and age, people rush to judgement. Where some seek publicity, we seek justice. I look forward to moving this case forward to proper conclusion, as we believe our client is innocent of any charges.

Una publicación compartida de Bradford Cohen (@lawronin) el

 

El abogado defensor de Quinton Dunbar sostiene que hasta cinco testigos han firmado declaraciones juradas que exoneran al jugador de fútbol de cualquier participación en el supuesto robo a mano armada que tuvo lugar en Miramar. (vía David Ovalle).

 

(14/05/20) 

El esquinero de los New York Giants, Deandre Baker y Quinton Dunbar, esquinero de los Seattle Seahawks, están acusados de asaltar a otros invitados en una fiesta a punta de pistola, yéndose ellos con miles de dólares en efectivo y relojes exóticos valuados en decenas de miles de dólares, según las órdenes de arresto emitidas por el Departamento de Policia de Miramar, Florida. Baker, Dunbar y un tercer hombre huyeron en autos de alta gama, según el informe.

Según la policía, surgió una disputa durante una fiesta en una casa en Miramar, donde la gente jugaba a las cartas y a los videojuegos. Baker dió vuelta una mesa, sacó un arma y apuntó a otro invitado, y luego el corner de Giants le dijo a Dunbar y a otro hombre, que usaban una máscara roja, que comenzaran a tomar dinero y objetos de valor de otras personas en la fiesta.

Baker y el individuo de la máscara roja, que no estaba identificado en los informes, estaban armados, mientras que los testigos no estaban de acuerdo sobre si Dunbar lo estaba, dijo la policía. Durante el robo, Baker le habría dicho al hombre que llevaba una máscara roja que le disparara a alguien que acababa de entrar en la fiesta. Aún así, todo indicaría que los disparos no se realizaron, según las órdenes de arresto.

Entre otras cosas, los tres hombres recogieron un reloj Rolex y un reloj Hublot valorado en US$25,000, dijo la policía. Un testigo de la fiesta dijo que pensaba que el robo había sido planeado porque los tres hombres se fueron por separado en un Mercedes-Benz, un Lamborghini y un BMW que habían sido "posicionados previamente fuera de la residencia de una manera que facilitaría una salida rápida", según lo reportado por la policía.

Quinton Dunbar, el ahora esquinero de los Seattle Seahawks, también está acusado. FOTO: Jacob Kupferman/Getty Images

Un testigo, Dominick Johnson, le dijo a la policía que conocía a Baker y Dunbar desde la infancia. Las órdenes de arresto, que se emitieron el jueves, señalaron que cuando la policía llegó a la casa después del robo, Johnson llamó a Baker, quien se negó a hablar con la policía y colgó. Otro testigo, cuando fue entrevistado por la policía, dijo que había conocido a Baker y Dunbar dos días antes en Miami, donde los jugadores habrían perdido alrededor de US$70,000.

Deandre Baker, de 22 años, nació en Miami y jugó football americano universitario en Georgia, fue elegido en el pick No. 30 en la primera ronda por los Giants en el Draft del año pasado y se espera que este año gane unos US$2.4 millones por contrato. Mientras que Quinton Dunbar, de 27 años, quien también es de Miami, jugó cinco temporadas con los Washington Redskins. Fue cambiado a los Seahawks en marzo y se le pagará US$3.4 millones esta temporada.

Un portavoz de los Giants dijo que el equipo estaba al tanto de la situación y que había estado en contacto con Baker. Mientras que el encargado de comuncación de los Seahawks dijo que el equipo aún estaba recopilando información sobre el asunto y aplazó otras preguntas a los investigadores de la liga y las autoridades locales.

Por último, un vocero de la NFL dijo que la liga estaba al tanto del asunto, pero declinó hacer más comentarios.


Mariano Sinito

Mariano Sinito

Nací en Rosario, Argentina. Soy analista de football americano profesional y colegial en No Huddle. Mi pasión por el deporte comenzó en 1996, año en el que nací. Mi padre festejó la llegada al mundo de su hijo con el título de sus queridos Green Bay Packers en el Super Bowl XXXI. Desde entonces, vivo por el ovoide y por los Packers, franquicia de la que soy confeso hincha por herencia. Es imposible que estemos todos de acuerdo, pero el respeto y el profesionalismo no se negocia.


Tribet