Tribet

Draft Recap 2020: Buffalo Bills

Dom 26 Abr, 2020 - 00:01hs
A.J. Epenesa es uno de los mejores DE de la camada. Foto: profootballnetworks.com

El Draft 2020 empezó en el segundo día para los Bills de Buffalo. Recordemos que su único pick de primera ronda (22 global) se lo cedieron a Minnesota Vikings, a cambio del receptor estrella Steffon Diggs. Además en ese intercambio, el equipo dirigido por Sean McDermott le entrega la franquicia de la División Norte de NFC el pick de quinta y sexta ronda de este mismo Draft y la selección de cuarta ronda del año siguiente.

Las obligaciones de los Bills iban principalmente por el lado de un caza maríscales, un esquinero y un corredor que puede compartir los acarreos con Devin Singletary. Dos de estas necesidades fueron cubiertas el viernes. Estas son las elecciones de la franquicia candidata a ganar la división Este de la Conferencia Americana:

#54: A.J. Epenesa – DE – Iowa

Fue el gran steal de la segunda ronda draft. Un jugador que para muchos debía ser elegido en la jornada inaugural, pero cayó hasta la posición #54, y además cubre un déficit primario. Un regalo de navidad anticipado que los Bills no podían dejar pasar.

Un liniero sumamente potente que con la longitud y fuerza de brazos se puede deshacerse del tackle ofensivo que lo cubra, y atacar con fiereza al que porta el balón. Su primer paso es muy explosivo, y suele ser, más efectivo cuando encara a su rival por dentro de la línea que por fuera. Tiene una capacidad excepcional para convertir la velocidad en potencia, a menudo, y por su fuerza, pasa por encima de sus bloqueadores. Controla bien el ataque terrestre, y cuando establece los pies en tierra es muy difícil de mover, hace que desaparezcan los gaps por donde podrían correr los rivales. Sin duda, era el jugador que necesitaba la defensa coordinada por Leslie Frazier. Necesita mejorar su posstura en el juego, deberá flexionar un poco más las rodillas y no estar tan erguido para no perder balance contra sus rivales.

#86: Zack Moss – RB – Utah

Moss es un corredor que no va a generar jugadas de más de cincuenta yardas porque no tiene una velocidad élite, sin embargo, tiene una gran lectura de huecos, sabe seguir a sus bloqueadores y minimo tendrá acarreos de 4 o 5 yardas. Tiene una cadera flexible que le permite cambiar de dirección y no perder aceleración y velocidad. Con respecto al ataque aéreo, tiene manos seguras. Seguramente sea el RB utilizado para las jugadas de pantalla. Y con respecto a la protección de pase, sabe plantarse bien y aguantar la embestida de un linebacker o un profundo. Será un gran complemento para el corredor titular, Devin Singletary.

Zack Moss llega a Buffalo para compartir acarreos con Devin Singletary. Foto: utahutes.com

#128: Gabriel Davis – WR – UCF

Si bien la posición de receptor abierto con la llegada de Diggs sumándose a Cole Beasley, John Brown e Isaiah Mckenzie está relativamente cubierta, siempre es positivo incorporar nuevas armas aéreas. Tener un grupo grande de WRs, te da una cantidad de variantes que provocan ser una ofensiva impredecible, y generar que las defensivas rivales se confundan en las asignaciones de cobertura.

Davis es un receptor que tiene como característica principal  hacer la ruta de “go” o también denominada “fly”. Asimismo, tiene muy buenas manos y un salto vertical que le permite ganar las pelotas en el aire. Seguramente en los Bills, cuando entre al emparrillado, su rol será el de realizar las rutas largas para extender las defensivas y crear espacio en el medio del campo para que los demás WR lo aprovechen. Si quiere permanecer en la NFL deberá diversificar su variedad de rutas.  

Gabriel Davis fue el tercer jugador elegido por los Buffalo Bills. Foto: ucfknights.com

#167: Jake Fromm – QB – Georgia

Fromm fue seleccionado por los Bills para ser el backup de Josh Allen. Con características totalmente opuestas al QB abridor de la franquicia, el egresado de Georgia buscará ser el primer suplente. Es un jugador muy equilibrado, que no pierde la compostura en ningún momento. No es un mariscal móvil, siempre espera en el bolsillo poder realizar el lanzamiento. No tiene un brazo para tirar bombas, pero es preciso en pases de quince o menos yardas. Su gran virtud es la anticipación a la jugada que puede realizar la defensiva, y siempre intenta contrarrestarla cantando “audibles”.

Jake From llega a los Bills para ser suplente de Josh Allen. Foto: georgiadogs.com

#188: Tyler Bass – K – Georgia Southern

Vía Cleveland Browns

El pateador de los Georgia Southern Eagles llega a Buffalo para pelearle el puesto al veterano Stephen Hauschka. En sus cuatro años en la universidad tuvo un promedio de 98%  de efectividad en patadas de punto de extra y un 80% en field goals. Su gol de campo largo fue de 49 yardas y falló el único intento que superó las 50 yardas.

#207: Isaiah Hodgins – WR – Oregon State

Vía New England Patriots

Los Bills nuevamente realizaron un robo con esta incorporación. Hodgins es un ala abierta que tiene el talento necesario para jugar tanto en las esquinas como en el slot. Es capaz de realizar múltiples rutas y eso lo hace sumamente peligroso. Manos muy seguras y un control sobre su cuerpo que provoca estar siempre en posibilidad de atrapar la pelotas sin embargo no tiene la suficiente velocidad para preocupar a los esquineros en las jugadas largas.

#239: Dane Jackson – CB – Pittsburgh

Vía Minnesota Vikings

En su última elección del draft, Buffalo adquirió un esquinero para engrosar la secundaria que tienen en su roster. Seguramente fue incorporado para ponerlo en el slot, ya que tiene caderas fluidas y le gusta marcar de cerca del receptor. Su release de pies es muy bueno, jamás pierde el balance y el equilibrio. Es sumamente competitivo y no tiene miedo a jugar físicamente. No posee gran velocidad y puede tener algunos problemas en rutas largas.


Christian Torres

Christian Torres

Miro NFL hace más de 25 años. En No Huddle puedo aportar experiencia tanto fuera como dentro del emparrillado, ya que practiqué el deporte por 15 años. Me encanta hablar y escribir de la actualidad de los equipos y sobre lo que podrían mejorar para que eleven su nivel de juego. En la NFL no gana el jugador más talentoso, sino el más inteligente. Amante de las ofensivas largas y de las defensivas dominantes.


Tribet