Tribet

Cambio de cultura ofensiva en los Packers

Mar 28 Abr, 2020 - 17:21hs
Matt LaFleur, la mente ofensiva y head coach de los Green Bay Packers. Foto: PackersWire

Las críticas sobre el draft 2020 de Green Bay no han cesado, y es que el conjunto manejado por Brian Gutekunst realizó varias selecciones muy diferentes a lo que todos teníamos estimado. La mayoría de picks fueron ofensivos, estaba claro que los Packers necesitaban ayuda a ese lado del balón, sin embargo, las posiciones elegidas para reforzar sorprendieron a expertos, periodistas y fans.

De manera clara se percibe los gustos y la mano de Matt LaFleur en dichas selecciones. El entrenador en jefe que entra en su segundo año de contrato está configurando su ataque ideal, y los jugadores elegidos, sobre todo, en las primeras rondas del draft son, sin dudarlo, pedidos exclusivos de LaFleur a Gutekunst.

Del personal 11 al 21

No olvidemos que Matt LaFleur proviene del coach tree de Mike Shanahan y Gary Kubiak, al mismo pertenecen Kyle Shanahan y Sean McVay para citar ejemplos. En esta clase de ofensivas llamadas: west coast hevy run offense, la base primaria del ataque es el juego de carrera, con conceptos de heavy run y formaciones con personal 21, la favorita de LaFleur, y carreras zonales como las outsides zones. A partir de allí se genera y se abren espacios para el juego de pase que cuenta con un playbook cargado de play action, movimientos pre-snap, jet sweeps y bunch formations para los receptores.

Gary Kubiak y Mike Shanahan en su paso por los Denver Broncos. Foto: Sports Illustrated

Por este motivo, veremos a la ofensiva usando mucho el personal 21, esto ya lo hizo LaFleur el año pasado, el mismo incluye: 1 TE, 2 WRs y 2 RBs. Es un personal muy distinto al que estábamos acostumbrados con Mike McCarthy, donde la base del ataque era el juego aéreo muy vertical, y por esto, alineábamos con personal 11, es decir: 1 TE, 3 WRs, 1 RBs. Con el cambio de personal en el campo, el receptor de slot, muy usado por nosotros en años anteriores, prácticamente desaparece y da paso a WRs físicos, fuertes y que bloqueen bien para ayudar al juego de carrera. 

Esto aclara muchísimo las selecciones de 2da y 3era ronda de Gute y LaFleur, por esta misma razón, los Packers priorizaron otras posiciones por encima de los WRs en el draft. AJ Dillon proporcionará a ese juego de carrera una nueva dimensión, y se complementará a la perfección con Aaron Jones, Jamal Williams y Tyler Ervin. El backfield será uno los puntos más fuertes de Green Bay, y cuando los rivales carguen la caja de defensivos, las jugadas de play-action a Davante Adams, Allen Lazard, Jace Sternberger, Josiah Deguara y demás, serán emocionantes de ver y muy efectivas.

La selección de 3era ronda Josiah Deguara es el jugador perfecto para esta ofensiva, su versatilidad, algo que adora LaFleur, le permitirá al HC usarlo como TE en la línea de bloqueo, como WR en el slot, de FB en el backfield y hasta de RB en formaciones shotgun. Como si esto fuera poco, también aportará al juego de pase, es excelente corriendo rutas cortas y medias, por su atletismo suele ganar el duelo al LB que lo cubre. Deguara no podía caer en mejor equipo que los Packers para su transición a la NFL.

Del 2019 al 2020

La anterior temporada el ataque de Green Bay fue efectivo, mas no consistente. En la redzone estuvo rankeada dentro de las mejores, pero en tiempo de posesión total y en conversiones en 3eras oportunidades fue de las peores. Esto se debe en parte, al nuevo sistema que estaban aprendiendo los jugadores, incluido Aaron Rodgers que le costó la adaptación y usó un brazalete para llamar las jugadas. Es el momento de que esta ofensiva dé el salto en el segundo año en el de LaFleur.

El ataque deberá aumentar las conversiones en 3eras oportunidades, y así mantenerse más tiempo en el campo. Para que esto se logre, una vez más, el juego de carrera debe ser constante y generar las yardas necesarias para mover las cadenas.  Los Packers versión 2020 se proyectan como un equipo fuerte y muy físico, que arrollará a los rivales con dichas características. Si sumamos a lo anterior, el frío de la frozen tundra en noviembre, diciembre y enero, mes de playoffs, los Packers serán un equipo muy difícil de derrotar en Green Bay.

La ofensiva clave para la defensiva

Este cambio de cultura en la franquicia manteniendo series ofensivas extensas, no solo impactará en el ataque. La defensiva de Pettine también se beneficiará al no pasar demasiado tiempo en el campo y disponer de jugadores descansados cada vez que entren al emparrillado.

Los Packers no son más el equipo de la anterior década, y aunque esto sea extraño para los que seguimos el equipo desde hace muchas temporadas atrás, la filosofía para enfrentar los partidos y ganarlos es muy distinta a lo que estábamos acostumbrados. Seremos un equipo con un juego de carrera poderoso, muchas yardas de playaction y una defensiva dominante.


Mauricio Jiménez

Mauricio Jiménez

Colaborador, analista y redactor. Antes participé en NFL Vavel y como invitado en los podcast Frozen Tundra y GoPackGoMx. En 1996, con apenas 10 años y por pura casualidad, sintonicé el Super Bowl XXXI. Los Green Bay Packers levantando el trofeo Vince Lombardi de la mano de Reggie White, Brett Favre y Mike Holmgren contra unos New England Patriots encabezados por Drew Bledsoe. A partir de ese momento, nunca más quise alejarme del football americano y es todo un privilegio para mí contribuir en la cobertura en español de este hermoso deporte.


Tribet