Tribet

Coaching tree: Kyle Shanahan, Matt LaFleur, Sean McVay

Jue 18 Jun, 2020 - 17:07hs
De izquierda a derecha: Sean McVay, Kyle Shanahan, Matt LaFleur. Fotomontaje: Yahoo Sports.

Los representantes actuales del coaching tree iniciado a mediados de los 90s por Mike Shanahan y Gary Kubiak, son la nueva ola de entrenadores de la NFL actual: Kyle Shanahan, Matt LaFleur y Sean McVay. Si algo tienen en común, es el estilo de ataque, ya que los tres HC utilizan un sistema similar, es decir, una adaptación de la west coast offense, ideada por Bill Walsh en los exitosos 49ers de los 80s.

La adaptación se centra en utilizar un juego de carrera más pesado y mezclarlo con los pases cortos y medios, generalmente de manera horizontal y diagonal, antes que vertical en el campo. A este tipo de ofensivas se las denomina west coast hevy run offense y la manera de acarrear el balón se la realiza en el sistema conocido como outside zone. Esto quiere decir que la línea ofensiva debe ser más atlética de lo acostumbrado, ya que las carreras de zona funcionan mejor cuando los linieros ofensivos pueden moverse rápidamente al segundo nivel, de forma lateral y en muchas ocasiones adelantarse al corredor para generar espacios.

Además cabe mencionar el rol fundamental del RB en estos sistemas, el mismo debe tener una gran capacidad para recibir pases y experticia corriendo rutas. El ejemplo claro son los muy buenos años que tuvieron, generando anotaciones y yardas por aire Todd Gurley en el 2017, Aaron Jones en el 2019 y en menor medida, porque Shanahan suele usar WRs en este rol (Deebo Samuel), Matt Breida, Raheem Mostert y Tevin Coleman también la temporada pasada.

Kyle Shanahan

En el año 2006 Gary Kubiak fue nombrado HC de los Texans y sin dudarlo contrató al hijo de Mike Shanahan que entendía a la perfección el sistema ofensivo que quería utilizar en Houston. Tras un corto paso en los Tampa Bay Buccaneers, Kyle Shananhan aceptó el cargo de coordinador ofensivo en la franquicia Texas.

Después se sumaría a los Redskins dirigidos por su padre con el mismo cargo de coordinador ofensivo. Los tres actuales HCs de la NFL coincidirían en Washington. Shanahan contrató a Matt LaFleur como entrenador de QBs y a Sean McVay como entrenador de alas cerradas.

Para el 2014 sería el coordinador ofensivo de los Browns, sin embargo, dejaría la franquicia de Cleveland oponiéndose a la selección de Johnny Manziel en el draft de dicho año, y además, por la imposición de la front office para que Johnny Football sea el QB titular.

En 2015 brillaría como una de las mentes ofensivas más respetadas, cuando aceptó el cargo de coordinador ofensivo en los Falcons. La franquicia de Atlanta llegaría al SuperBowl LI y el QB Matt Ryan fue elegido MVP de esa temporada. Al igual que en los Redskins, Shanahan se rodeó de conocidos al contratar a Matt LaFleur como entrenador de mariscales.

Este éxito en Atlanta le valió para obtener su primer y único cargo, hasta ahora, como entrenador en jefe de los San Francisco 49ers, que los contrataron el 6 de Febrero de 2017 un día después de perder el SuperBowl LI. Tras dos temporadas decepcionantes plagadas de lesiones y sin un QB titular definido, Shanahan apostaría por Jimmy Garoppolo como su mariscal, y conformaría un sistema a su medida, sumado a una defensiva dominante. El éxito llego en el 2019, llevando al equipo a un record en temporada regular de 13-3 y finalmente a disputar el SuperBowl LIV, en el que sería derrotado una vez más por los Kansas City Chiefs de Mahomes y compañía.

El gran pagaré de Shanahan es alzar el trofeo Vince Lombardi, y aunque en sus dos anteriores presentaciones en el partido más importante del año cayó derrotado, los Niners pintan como uno de los serios contendientes al anillo, para esta y próximas temporadas.

Matt LaFleur

Tras su paso como entrenador de mariscales en los Redskins y Falcons de Shanahan, LaFleur se uniría a otro viejo conocido que había conseguido el cargo de HC en Los Angeles Rams. Sean McVay contrató a LaFleur como coordinador ofensivo en el 2017 y ambos fueron gestores de una de las ofensivas más prolíficas que la NFL ha visto en años. Este éxito los llevó a postemporada, ganando la NFC oeste, pero serían derrotados en la ronda de wildcard por los Falcons. 

En el 2018 se separó de McVay y Shanahan para convertirse en el coordinador ofensivo de los Titans. En su único año en Tennessee el equipo logró un record de positivo de 9-7, y estuvo muy cerca de colarse a playoffs, aun cuando su QB titular, Marcus Mariota se perdió la mayoría de la temporada por una lesión en el codo. LaFleur ajustó un sistema propicio para que el suplente de Mariota, Blaine Gabbert pudiera tener éxito, además basó su ataque en el poderoso RB Derrick Henry que finalmente se convertiría en una súper estrella de la NFL actual.

Finalmente, el GM Brian Gutekunst y el CEO Mark Murphy de los Green Bay Packers apostarían por él, otrogandole el cargo de HC en la franquicia de Wisconsin. LaFleur debutó como entrenador en jefe de los cheeseheads un 5 de septiembre de 2019 en el encuentro de kickoff de la temporada 100 de la NFL, y derrotó a los Chicago Bears por 10-3.

La temporada rookie de LaFleur dejó a todos emocionados por su éxito. Consiguió cerrar dicha temporada con record 13-3, el más exitoso para un HC novato en Green Bay, incluso por encima de nombres del calibre de Vince Lombardi y Curly Lambeu, y disputó la final de la Conferencia Nacional contra los San Francisco 49ers de Kyle Shanahan, a la postre vencedores del encuentro.  

El futuro se vislumbra brillante para el genio ofensivo de LaFleur en los Packers, tiene contrato por 4 temporadas más, y su equipo será, sin duda, más que un animador en las próximas temporadas a su cargo.

Sean McVay

Luego del despido de Mike y Kyle Shanahan de los Redskins, McVay no solo conservó su trabajo en Washington, sino que además, fue ascendido a coordinador ofensivo por el nuevo HC Jay Gruden. Tras tres años en este cargo sin demasiado éxito, solamente en el 2015 logró clasificar a playoffs, sorpresivamente McVay fue contratado por los Rams, que buscaban nuevo entrenador tras el cambio de ciudad de la franquicia desde Saint Louis hacia los Angeles y el despido del HC Jeff Fisher.

Los Rams le brindaron la oportunidad, en parte, por el gran trabajo que realizó desarrollando a Kirk Cousins en los Redskins, sumado a que la franquicia de California había apostado todo en el pick 1 global del draft 2017 seleccionando al QB Jared Goff. Por todo esto, McVay cayó como anillo al dedo en Los Angeles, solamente en su primer año los Rams clasificaron a playoffs, pero fueron derrotados por los Falcons que serían finalistas en el SuperBowl de ese año 2017.

Para el 2018 McVay tendría su mejor temporada liderando a los Rams a un record 13-3 y clasificando a al SuperBowl LII, mismo que lo perderían ante los Patriots con puntaje 13-3. A sus 33 años McVay se convirtió en el HC más joven de la historia en llegar al SuperBowl.  

En la temporada 2019 los Rams bajaron notablemente su nivel, y no consiguieron meterse a playoffs, aun así, nadie duda de la capacidad del joven entrenador de Los Angeles. La era McVay hoy por hoy parece lejos de acabar en la franquicia de California.

Los caminos de estos tres entrenadores, y además grandes amigos se han entrelazado en la historia reciente de la liga, y lo seguirán haciendo en años futuros. Su sistema de ataque es el que se está imponiendo en la NFL moderna, no es casualidad que seis de los 12 equipos que disputaron playoffs la temporada pasada utilicen esquemas zonales para su carrera, y a su vez muchos conceptos de la west coast offense. Sin duda Shanahan, LaFleur, McVay y sus equipos nos darán mucho de qué hablar en la década venidera.


Mauricio Jiménez

Mauricio Jiménez

Colaborador, analista y redactor. Antes participé en NFL Vavel y como invitado en los podcast Frozen Tundra y GoPackGoMx. En 1996, con apenas 10 años y por pura casualidad, sintonicé el Super Bowl XXXI. Los Green Bay Packers levantando el trofeo Vince Lombardi de la mano de Reggie White, Brett Favre y Mike Holmgren contra unos New England Patriots encabezados por Drew Bledsoe. A partir de ese momento, nunca más quise alejarme del football americano y es todo un privilegio para mí contribuir en la cobertura en español de este hermoso deporte.


Tribet