Tribet

Necesidades de cara al Draft 2021: Indianapolis Colts

16 de Abril de 2021
Frank Reich (entrenador) y Chris Ballard (General Manager). / Foto SB Nation-Vox Media

Entramos en el mes de abril y se acerca una de las fechas clave en el calendario de la NFL: el draft. En No Huddle vamos a analizar las necesidades primarias que tendrán cada una de las franquicias de cara al jueves 29. En este caso, Indianapolis Colts.

Los Colts son un equipo en ascenso, siempre y cuando se muevan correctamente. Vienen de un segundo lugar en la división Sur de la AFC y de perder por un escaso margen en el juego de Wild Card frente a Buffalo Bills. Su objetivo este año es ir por más, pero para eso necesitarán que la agencia libre y el draft jueguen un papel a su favor. 

Tras el retiro de Philip Rivers, los Colts hicieron su movida con la contratación de Carson Wentz, intercambiando dos selecciones del draft. Wentz viene de una temporada 2020 con números discretos, pero Indianapolis ve esta jugada como un riesgo que vale la pena correr ya que el QB tuvo su mejor año cuando Frank Reich era su coordinador ofensivo en Philadelphia.

Cuentan con espacio en el tope salarial, pero en la agencia libre perdieron al liniero defensivo Denico Autry y al mariscal suplente, Jacoby Brissett. En la columna positiva, volvieron a firmar al corredor Marlon Mack y consiguieron mantener a su WR estrella, T.Y. Hilton.

Construir a través de las trincheras es la filosofía de su GM, Chris Ballard. Desde su arribo en 2017, los Colts han sido el equipo que mejor ha drafteado. Este año tendrán la selección número 21 en la primera ronda y la 54 en la segunda. La tercera la dieron a cambio en la operación por Wentz, así que la siguiente sería recién en la cuarta ronda. Ballard es impredecible y tiende a negociar en el draft, pero a simple vista saltan algunas posiciones que necesitarán llenar de una forma u otra.

Proteger a Carson Wentz: OT

El retiro de Anthony Castonzo deja un vacío en el tackle izquierdo para una de las mejores líneas de la liga. Wentz viene de una temporada 2020 en la que fue capturado 50 veces, lanzó 15 intercepciones y fue enviado a la banca después de 12 juegos. Es un QB que necesita protección. 

Sam Cosmi, OT de Texas, se ve como la mejor opción. A lo largo de su tiempo en el college hizo un buen trabajo en la protección de pases, mostrando longitud y atletismo. Pero quizás no esté disponible en el pick 21 y si realmente lo quieren, tal vez deberían negociar un trade para subir en la selección.

Otra opción interesante, si está disponible, es Liam Eichenberg de Notre Dame, por su ubicación y por emparejarlo con el guardia izquierdo All-Pro, Quenton Nelson, quien también viene de la misma universidad. 

Más alternativas: Alijah Vera-Tucker (USC),  Christian Barmore (Alabama), Teven Jenkins (Oklahoma State).

Apuntalar la defensa: EDGE

Aquí aparece una de las flagrantes debilidades del equipo. Los Colts firmaron a los tackles Sam Tevi y Julien Davenport, pero no se espera que sean titulares. Necesitan complementar a DeForest Buckner y Grover Stewart en el interior de la línea. El extremo podría ser la máxima prioridad en el draft. 

Gregory Rousseau, EDGE de Miami, acumuló 16 capturas como estudiante de primer año en 2019 antes de optar por no participar en 2020. También sería viable su compañero de equipo Jaelan Phillips, quien tiene las mediciones que Indy busca en el lugar de ala defensiva.

Otra opción: Carlos Basham Jr., de Wake Forest 

Armas para la ofensiva: WR

Muchos piensan que esta sería la primera necesidad de los Colts. Aquí la dejamos para el tercer lugar ya que priorizamos la protección al QB y la línea defensiva, pero con un WR de primer nivel, el de Reich podría ser un equipo de temer. 

T.Y. Hilton, su receptor más importante de la última década con cuatro selecciones al Pro Bowl, alcanzó un acuerdo por una temporada para mantenerse en Indianapolis. Aún así, sus números no han sido sorprendentes y Carson Wentz necesitará receptores abiertos si quiere ser un contendiente en la AFC.

La primera opción podría ser Rashod Bateman, WR de Minnesota, uno de los mejores separadores puros en esta clase debido a su capacidad para salirse de la línea de golpeo y ganar con una ruta eficiente. 

Otros son Kadarius Toney, WR de Florida, o el ala cerrada de Notre Dame, Tommy Tremble, conocido como el mejor TE bloqueador en el draft.

Se espera mucho de esta franquicia para 2021 y podrían ser el equipo más fuerte de su división si hacen los movimientos correctos. Ballard y su staff han acertado en los últimos años para conseguir los recursos adecuados y en Indy las expectativas son altas.


Mariano Ponticelli

Mariano Ponticelli

Soy periodista especializado en publicidad y marketing, pero entre febrero y agosto solo espero una cosa: el día del kickoff. Y entre septiembre y enero mi alma se vuelve green and gold siguiendo a los Packers. Empecé a mirar la NFL a fines de los 80s y tuve la suerte de ver a grandes equipos, jugadores y entrenadores. También a Green Bay dos veces campeón. Me sumo a No Huddle para dar mi aporte al crecimiento de este gran proyecto.


Tribet